miércoles, 10 de diciembre de 2008

¿QUIEN ES QUIEN?

Isaias Gómez era un apasionado de la vida. Le encantaba su forma de vivir, su entorno, su gente....
Provenía de una familia acaudalada. Su padre trabajaba en la Bolsa, mientras que su madre era neuróloga. Tenía otros 2 hermanos, los dos más pequeños que él, aunque se llevaban poca edad entre ellos. Isaias 16, MAría 14 y Sergio 13.
Los 3 asistían al mismo colegio. Un colegio de pago situado en el centro de la ciudad.
Isaias era diferente a los demás chicos de su edad en algunos aspectos. Sus mejores amigos y confidentes eran chicas, no le gustaban los deportes, le encantaba la moda y más que salir los fines de semana a muerte, prefería quedar con sus amigas a probarse ropa o a cotillear.


Oscar Illana, iba a la misma clase que Isaias, era uno de los chicos más populares del colegio, le gustaba vestir de marca, era bueno en deportes, sobretodo en balonmano y le encantaba salir los fines de semana a emborracharse y a ligar.
Tenía muchos amigos en clase, en los recreos siempre iba con un montón de chicos, le encantaba contar sus batallitas de fines de semana y presumir sobre las chicas con las que había estado, ellos le escuchaban con la boca abierta, como si fuera su lider


Oscar no aguantaba la forma de ser de Isaias, no le gustaban los gestos y la forma "amanerada"(como él decía) de contar las cosas , tampoco le hacía gracia las aficiones que tenía. Siempre estaba intentando putearle, se reía de él y le gritaba insultos, cuando le veía a lo lejos, para que todo el mundo lo oyera.
La mayor parte de los amigos de Oscar le seguían el juego, le reian las gracias y le daban la razón cuando despreciaba a Isaias por su forma de ser.


En cambio Isaias pasaba totalmente de esa gente, no le afectaba para nada todo lo que Oscar y sus amigos le decían y hacían. Él era feliz, le encantaba lo que hacía y la gente con la que pasaba sus ratos de ocio.
Tanto le gustaba su vida, que hasta le encantaba ir a clase, estudiar y aprender de muchos libros que leía, aunque no así de sus profesores ya que eran algo conservadores de ideas.


A los 18 años acabó su época de colegio, hizo selectividad y debido a su buena nota media, Isaias pudo hacer la carrera que siempre había querido. "Telecomunicaciones".
Tomó la decisión de irse a Madrid a hacerlo. Era una ciudad grande y deseaba conocer otro tipo de gente, de ambientes y de lugares que en otras ciudades no habría.
Allí, pudo vivir en un piso solo, debido a la solvencia de sus padres. Pasó los mejores años de su vida en la carrera. Conoció a mucha gente y aprendió mucho, no solo academicamente sino de lo que la vida le iba deparando.


Debido a su carácter, hizo muy buenas amistades, le encantaba estar con ellos debido a la alegría y positividad sobre la vida que desprendian Acabó la carrera y se puso a buscar trabajo en Madrid. Le encantaba la ciudad y quería pasar más parte de su vida en ella. Encontró un buen puesto al poco de ponerse a buscar y lo que más le gustaba: le permitía mucho tiempo libre para estar con los amigos.
Los sabados, siempre tenían unos bares fijos a los que iban. Siempre cenaban en un lujoso restaurante de comida minimalista con un buen vino. Y luego tiraban para el barrio de "chueca" ya que les encantaba el ambiente que se vivía en los bares de aquel barrio.



Un sábado cualquiera, decidieron probar un bar nuevo. Habían oido hablar vagamente de él,simplementesabían que era de gente de alto poder adquisitivo y poco más Al entrar, vieron que casi todo el mundo iba de traje, la música era una mezcla de "house" y "chill out" y les daba la sensación de que todo el mundo intentaba pasar desapercibido.

Poco a poco se dieron cuenta de lo que se cocía en aquel bareto, estaba claro, hombres de "clase alta" iban a ligar con otros hombres más tipicos de aquel ambiente de Chueca.

De repente, Isaias vio una cara que le resultaba familiar, creía que había visto a Óscar, aquel compañero de clase que tanto se metía con él. Iba con traje y llevaba los cuellos subidos de la chaqueta como intentando ocultar su cara. Estaba hablando con un chico de unos 20 años. No sábía si acercarse a él y decirle algo. Al final, provocó un choque fortuito con él. Isaias le pidió perdón y el hombre se volvió y le dijo: no pasa nada. Le vio la cara y ahora si estaba seguro de que era Oscar.

-Oscar??

-Perdona? Creo que no nos conocemos.

-Si, joder, tú eres Oscar Illana, yo soy Isaias Gómez, ibamos juntos a la misma clase.. no te acuerdas??

A Óscar se le quedó la cara pálida y no le salían las palabras. Por fin, tras unos segundos de tartamudeo soltó: perdona, creo que te confundes de persona. Y salió por la puerta.


Estaba claro, era él.
Como siempre, a Isaias, esto le causó indiferencia, y siguió de fiesta con sus amigos como si nada hubiera pasado.

Reflexiones: (opinemos sobre cada personaje)

Isaias: pasando de lo que diga la gente. Perfectamente adaptado a su naturaleza y condición.
Incluso cuando podría haberse vengado de Óscar al verle en aquel sitio haciendo lo que estaba haciendo, pasó, a pesar de lo que le tuvo que aguantar durante toda la adolescencia.

Óscar: fanfarrón. Después de intentar amargar la existencia a su compañero, fue descubierto por este haciendo lo que a él le criticó durante aquellos años. Llevando doble vida (que es totalmente respetable), pero criticando y amargando por una condición que él tiene, aunque no se atreva a hacer pública (también respetable).

¿ creeis que hay mucha gente como Óscar e Isaias?
¿como actuariais poniendoos en la piel de cada uno?



8 comentarios:

Oscar dijo...

¿No nos propones reflexiones sobre el texto? Parece que nos falta algo...

Miguel González Aranda dijo...

Estoy con Oscar, faltan los interrogantes.

La vida da tantas vueltas....cochinillo, rape, chuletillas, congrio......

Alberto dijo...

este finde reflexiones de "¿quien es quien?"

Estramonios DK dijo...

decir que este tipo de conductas pienso que pueden ser mas o menos habituales sobre todo en ciertas edades que la personalidad aun no esta formada.

Por otra parte no creo que Isaias no se vea afectado por la situacion, pienso que habra tenido momentos de absoluta desolacion.

Oscar es el tipico Fanfarron lleno de inseguridades y miedos que para reafirmarse necesita humillar a los demas, la tipica huida hacia delante. buena historia basada en hechos reales. saludos.

Fluido DK dijo...

La conducta de Oscar es consecuencia de su falta de personalidad, que le hace ser víctima de la enorme hipocresía imperante en nuestra sociedad.

Isaias, por otro lado, ha optado por obviar convenciones sociales que para nada son reflejo de la compleja sexualidad del ser humano.

Oscar dijo...

¿Por qué os empeñçais en llamarme fanfarrón? No se que mosca os ha picado...

Javi, también conocido como "el pulgas" dijo...

faltan datos, es cierto. Aun así lo has dejado claro. Oscar no sabe vivir.

Estrella del mar dijo...

D onde quieras que estes

O las de paz te alcanzarán

S entirás que de mi llegó.


M uchas VOCES hacen falta para cantar

I ntensamente un himno a la paz

L oas al amor en la humanidad.



N uevo mundo florecerá, queriendo

U nir a los hombres en un gran mesa,

E levando nuestra esencia de hermandad

V ientos de cambios buscarán un camino de

E ternidad